Cipolletti sin candidatos Peronistas

En la vida a veces hay que tomar decisiones que son muy difíciles, duele tomarlas pero callar es una cobardía. Mucha agua corrió bajo el puente de la historia de los partidos  políticos argentinos. En nuestro Movimiento Peronista, en el año 1972 adoptamos como forma de elegir a los candidatos el voto libre de los afiliados pero quizás fue en julio de 1988 con aquella interna entre los compañeros Carlos Menem y Antonio Cafiero con 4.000.000 de votos en un acontecimiento memorable y con prácticamente un empate técnico se definió quién sería el próximo presidente. Fue nuestra última elección democrática. Más adelante nuestro movimiento dio un paso mayor en la democracia permitiendo que para los cargos públicos también pudieran votar los no afiliados a ningún partido. Sin embargo, un año antes, en 1987 empezó la historia negra para los peronistas rionegrinos. Remo Constanzo fue quién, descalificando a los dirigentes de Cipolletti nos impuso como candidato a intendente a un extra partidario, ese se creyó facultado para delegar en otro y ese a su vez en otro y asi llegamos al día de hoy en donde el presidente del partido en la provincia Miguel Pichetto se atribuyo el poder de a nombrar a quien sería nuestro candidato a intendente. Este personaje, que ha hecho de la política su medio de vida por, casi,  40 años,  de baja monta y pocos escrúpulos sin ningún derecho eligió como candidato a intendente, a quien viene de un fracaso de cuatro años desconociendo nuestros derechos adquiridos a través de la lucha, de la persecución e inclusive la cárcel. Es por eso que pido en primer lugar a mis compañeros y en segundo lugar a los cipoleños que sigamos el pensamiento de Juan Perón, que nos enseño, que su único heredero es el  Pueblo.  busquemos un partido con filosofia, desde Irigoyen, hasta el abrazo entre Balbin y Perón. El oportunismo es común, a quienes no reconocen estas raíces ideológicas , ya que han antepuesto siempre sus intereses particulares. En esta coyuntura humildemente les pido que se vote la lista 3 encabezada por el vecino Bruno Bordignon. ¡VIVA PERÓN!

LUCIANO ROA

AGRUPACIÓN PERONISMO PARA LA VICTORIA

Lucho Roa se resiste al FpV

Nota en la La Mañana de Cipolletti

La anticipación de las elecciones locales sacudió el escenario político y, casi sin margen para los consensos, puede trasladar muchas discusiones a la Justicia. A las complicaciones del PRO para tener boleta propia podría sumarse la interna del PJ. En la Unidad Básica hay diferencias sobre el rol del partido, pero el mayor obstáculo para las definiciones es el “disidente” Lucho Roa. El ex diputado quiere ser candidato a intendente y reclamó formalmente al partido la realización de internas. “Espero una respuesta pronto, porque quedan menos de 70 días para las elecciones y, si no llega, recurriré a la Justicia”, manifestó el histórico militante del peronismo cipoleño.
Roa se opone a que el peronismo vuelva a promover la postulación de un extra partidario, como el actual intendente Abel Baratti (afiliado al Frente Grande). Esa postura es compartida por miembros de la comisión directiva electa que antes del anuncio del 3 de mayo como fecha de elecciones habían manifestado que el PJ tendrá un candidato propio. Francisco Moscardi, titular de la Unidad Básica, participó del acto oficial que encabezó Baratti, por lo que se presume que la conducción intentará convencer a los militantes de ocupar lugares en la lista del Frente para la Victoria, pero sin discutir el liderazgo del actual jefe comunal.
El disidente envió cartas documento a Miguel Pichetto y Ariel Rivero, autoridades “salientes” para que convoquen a elecciones internas, al menos para resolver la discrepancia local. “Siguen siendo los conductores del partido, porque las nuevas autoridades nunca asumieron. Así que espero que den una respuesta: hay que tener en cuenta que los tiempos no alcanzan para cumplir con las normas orgánicas del partido y el cronograma de las elecciones así que voy a recurrir a la Justicia Federal y Provincial”, dijo.

Carta documento a las autoridades del Partido Justicialista

Ante la inminente decisión de que un grupo reducido de personas, que hace años sólo viven de la política, me veo en la obligación de llamar a las autoridades partidarias a la reflexión, y  que nuevamente la democracia partidaria vuelva a ser el eje del Partido Justicialista. La dedocracia, es parte del autoritarismo que viene reinando hace años en el partido, olvidando que nuestro líder dejó como su único heredero al pueblo. Es el pueblo peronista quien debe elegir en las urnas, quienes habrán de representarlos en las proximas elecciones.

carta documento a ariel riverocarta documento a ariel rivero